diyarbakır escort, diyarbakır escort, elazığ escort, elazığ escort, bursa escort, bursa escort, sakarya escort, sakarya escort, sakarya escort, eskişehir escort, eskişehir escort, adana escort, adana escort, adana escort, adana escort, adana escort,
May 21, 2022

Se realizó una conferencia sobre la importancia de la preservación de la lengua en la que además se dio lectura de poemas en ñöhñö.

En el marco del Día Internacional de la Lengua Materna, se llevó a cabo en el Centro de las Artes de Querétaro, una conferencia sobre la importancia de la preservación de la lengua, la relevancia de las mujeres en las comunidades como transmisoras de la lengua, la diversidad cultural y lingüística a cargo del especialista en Estudios Amerindios y Educación Bilingüe, Alberto González, y lectura de poemas en ñöhñö.

La secretaria de Cultura del estado, Marcela Herbert Pesquera destacó que recuperar la lengua materna a través de las artes es un gran logro, por lo que felicitó y agradeció el trabajo de los artistas y literatos que escriben poemas, cuentos, reflexiones e investigan sobre la lengua ñöhñö.

«Su trabajo y entusiasmo por preservar la lengua materna es fundamental porque sin ello la lengua se iría perdiendo poco a poco. Reconocemos que ustedes escriben, investigan, leen y sobre todo hablan la lengua en su comunidad y en otros espacios, como en este día que tenemos la oportunidad de escucharlos», señaló.  

La conferencia “Nguñhö: espacio, narración y tradición en el ñöhñö”, por Alberto González destacó la relevancia de las mujeres por ser las principales transmisoras de la lengua materna, quienes han mantenido la vivencia y la permanencia de la lengua.

«La mayoría de los hombres en mi comunidad han salido a trabajar a la ciudad y no están entre semana, y quienes son las que se dedican a todas las actividades propias de la comunidad, de crianza y educar a los hijos son las mujeres, es decir las madres, las tías, las abuelas, porque la familia se vuelve un elemento importante en la cultura», explicó.

Alberto González, originario de Bomintzá, en Tolimán, explicó que en su comunidad hay más mujeres que hombres y refirió que desde el espacio como el hogar, la milpa, el cerro, la cocina, la comunidad se comparten los valores, la herencia familiar y tradiciones, y que son las madres quienes llevan la dinámica en las viviendas, por lo que desde esos lugares se desarrollan actividades de conocimiento.

«El espacio es algo que se construye con rituales y actividades de la comunidad. El cuerpo como medio de participación derivado de su ubicación y posición espacial en relación con otros cuerpos, y la lengua otomí es el medio por el cual se transmiten valores», agregó.

Por otra parte, se leyeron poemas del libro «El latido de la cultura ñöhñö», con el objetivo de transmitir de manera oral la lengua y promover la conservación de la misma, pues se indicó que las palabras solo adquieren su significado con la oralidad, y la construcción de la escritura.

Comentar con Facebook